lunes, 15 de junio de 2015

25 Años con Jaime Gil de Biedma



Parte I 


Cuando muere un poeta se hace el silencio, se para un mundo dije una vez y lo vuelvo a repetir hoy. Y no resurge la vida hasta que la música vuelve a la sangre regando las costuras abiertas del corazón. Hoy Jaime Gil de Biedma es un mito. Un faro. Una luz interminable y lo peor de todo es que él nunca lo sabrá. Y aunque nunca aspiró a los premios, ni tan siquiera uno solo le concedieron, ejerce tanta influencia en el mundo de la poesía, no solo española, sino también en el mundo de habla hispana, que no hay mayor gloría que a un poeta pueda sucederle.
Por eso nada mejor que leerlo, a solas una y otra vez. Pero también es importante leerlo en voz alta al lado de los otros, y de este modo homenajear al hombre que quería ser poema. 
Eso es lo que haremos y con vosotr@s seremos más y mejores al darnos las buenas vibraciones que se van haciendo al leer los poemas del libro que es el cuerpo de Jaime  Gil de Biedma.  


Decimos que cuando muere un poeta se hace el silencio, y se paran los mundos que conocemos. Y que la vida parece que se ha ido por completo, y no nos vuelve , v hasta la música nos da la espalda, parece, y son los cinco sentidos los que están aletargados. Decimos que hoy Jaime Gil de Biedma es un mito. Un faro que nos ilumina a quienes estamos lejos de la costa en las noches de tormenta. JGdeBiedma es una luz interminable y lo peor de todo es que él nunca lo sabrá. Y aunque nunca aspiró a los premios, ni tan siquiera uno solo le concedieron, ejerce tanta influencia en el mundo de la poesía, no solo española, sino también en el mundo de habla hispana, que no hay mayor gloría que a un poeta pueda sucederle.
El nombre de Jaime Gil de Biedma está ligado de por vida a Castilla, porque él siempre lo vivió de ese modo. Su madre, María Luisa, era de Valladolid, y su abuelo Santiago Alba y Bonifaz, fue periodista, diputado en Cortes y gobernador de Madrid, además de ministro de Marina, de Hacienda, Gobernación, etc. Primo de Rivera lo obligó al exilio; luego regresó cuando la república y Niceto Alcalá Zamora le confió la formación de un nuevo gobierno.
Jaime pasó los años de la guerra civil en el pequeño pueblo segoviano de Nava de la Asunción y en una entrevista al colombiano Harold Alvarado Tenorio, le dice: “Durante la guerra no hice otra cosa que leer y disfrutar de los paisajes. La guerra me permitió aprender a leer, aprender a releer, a pensar sobre lo leído y a recitar de memoria largos poemas, como ya casi no hacían muchos de los intelectuales de ese tiempo”.

Mi familia era bastante rica y yo estudiante. 
Mi infancia eran recuerdos de una casa 
con escuela y despensa y llave en el ropero… 
Yo nací (perdonadme) 
en la edad de la pérgola y el tenis.
 Pueden ver la continuación del artículo en la página CREA SALAMANCA :
  
El próximo Homenaje será en la Sala Clamores Jazz. Día lunes, 15 de junio. A las 21 horas,                               y llevará por título UNA NOCHE CON JAIME GIL DE BIEDMA.

Si quieres compartir está noche mágica , que será mágica porque quienes lo conocieron entre copa y música, entre copa y poemas , nos hablarán de cómo era, de sus gustos, de su celebrada lengua afilada, y su humor incontenible también nos hablaran. Tendremos ocasión de oír a buenos y buenas poetas que entregan su tiempo por una noche al recordado JGdeBiedma, quién revolucionó la poesía. Es más muchos de los poetas jóvenes, y cantantes más en boga que venden miles de ejemplares y salen en las televisiones , le deben , aunque no lo digan, y algunos no lo quieran saber. 

 No volveré a ser joven.

Que la vida iba en serio
uno lo empieza a comprender más tarde
-como todos los jóvenes, yo vine
a llevarme la vida por delante.


Chema Rubio 
Publicar un comentario